El Consejero Regional del Maule, Alamiro Garrido, ha propuesto impulsar el desarrollo de la región a través de cuatro megaproyectos fundamentales. Su enfoque principal es establecer una identidad distintiva para el Maule y promover la descentralización, especialmente en el ámbito silvoagropecuario, históricamente vital para la economía local. No necesariamente inicialmente deben ser Mega obras pero sí proyectadas y activarlas.

Entre sus propuestas, destaca la construcción de un puerto en la desembocadura del río Maule o en Constitución, lo que además de descentralizar de Santiago, descentralizaría también la capital regional. Enfatiza la relevancia de la Macro Región, contemplando exportaciones, turismo y emprendimientos a través del puerto, identificando a O’HIGGINS, Maule y Ñuble, e incluso Brasil y Argentina por su necesidad de acceso al Pacífico.

Asimismo, resalta la importancia del Corredor Interoceánico, como el Paso Pehuenche, para reducir los tiempos y costos de transporte hacia el Atlántico y Pacífico, generando una conexión directa entre el Maule, Argentina y Sudamérica.

Subraya la necesidad de mejorar la conectividad regional mediante la creación de un aeropuerto central en el Maule Sur para vuelos nacionales de pasajeros, facilitando los desplazamientos internos y externos, y permitiendo la descentralización de la capital regional y Santiago. Destaca que este servicio no solo conectaría el Maule Sur con Santiago, sino también con el norte y sur del país, lo que impulsaría diversos sectores como la salud, turismo, emprendimientos, comercio, entre otros.

El Consejero destaca que estos proyectos tienen el potencial de generar empleo, revitalizar la economía local, aliviar la congestión vial y posicionar al Maule como un atractivo para la inversión, turismo, innovación, desarrollo, educación, salud y comercio.

Además, enfatiza la importancia de revitalizar una Macroferia en San Javier , convirtiéndola en un centro focal para el comercio regional y de intermediación, mejorando la infraestructura y condiciones sociales y económicas en la región, potenciando así la agricultura y atrayendo turismo, emprendimientos, universidades, inversionistas, comercio.

Con un enfoque que va más allá de las divisiones políticas, el Consejero Regional busca generar un impacto positivo en la región, ofreciendo una identidad diferenciada que impulse ingresos y reactive la economía, mejorando la calidad de vida y aspirando a convertir al Maule en un modelo a seguir para otras regiones. Destaca Alamiro Garrido Consejero Regional del Maule.

Por Editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *